Iniciarse en el mundo del trading y las opciones binarias no siempre es fácil. En ocasiones, los inversores pierden rápidamente su capital por falta de información o no escogen bien sus inversiones. Por eso, aquí explicamos una serie de consejos para empezar con buen pie, realizando operaciones rentables.

Cuentas de prueba

Igual que no se puede empezar una casa por el tejado, no hay que pensar en ganar grandes cantidades de dinero desde el primer día. Los diferentes portales web de trading de opciones binarias ofrecen la posibilidad de usar cuentas de prueba, sin la necesidad de arriesgar capital para ir aprendiendo y conociendo distintas estrategias de inversión. Utilizarlas al principio es clave para ir desarrollando poco a poco un estilo propio y rentable, sin las frustraciones propias de perder dinero. Sin embargo, siempre debe tener claro que esto no es un juego y por tanto, aunque invierta sin capital real, no caiga en la trampa de usar una cuenta real de la misma forma, sin reflexionar concienzudamente sus operaciones.

Continuo aprendizaje

En todos los aspectos de la vida es importante aprender de los mejores. En el trading, como no podía ser de otro modo, también. Analizar las estrategias de los operadores que obtienen mayor rentabilidad. Pensar en ganar mucho dinero con poco esfuerzo es un error, por eso hay que estudiar detalladamente los movimientos de estos líderes para encontrar un camino seguro a seguir. Además, no debe olvidar que el aprendizaje es una faceta de la vida que nunca acaba y siempre puede tomar nuevas ideas de otros usuarios de estas plataformas.

Tenacidad y perseverancia

La perseverancia debe ser una cualidad básica de todo operador. Este debe estar atento a los movimientos que se produzcan en el día y debe actuar de inmediato. Esta perseverancia también tiene que estar presente en la forma de informarse día a día, estudiar algunos valores mensualmente o leer un libro de teoría sobre inversiones cada trimestre, por ejemplo.

Seguir su instinto

Mantener la confianza en la estrategia propia es clave. Si las últimas inversiones no han ido bien pero confía en lo que está haciendo, no debe precipitarse y volverse loco con tal de recuperar los recientes resultados negativos. Es importante seguir su instinto y pensar en metas diarias y no en recuperar algunas pérdidas que se puedan haber producido recientemente. Cada día debe empezar fresco y desde 0 sin influencias negativas.

No arriesgar excesivamente

Arriesgarse con una sola operación no es buena línea a seguir. El objetivo no es obtener una gran ganancia con una sola inversión, algo bastante complicado, sino ir sumando ganancias de varias operaciones fructíferas. Para ello, debe utilizar con cuidado las herramientas disponibles como el stop loss o el número de acciones que se compran en cada ocasión. Así asegura no perder gran parte de su capital con una mala jugada, por muy seguro que estuviese de ella. En definitiva, jugar con responsabilidad es una de las claves.